Motores para puertas de dos hojas

La puerta de dos hojas

La puerta de dos hojas, conocida también como puerta de hojas batientes, es la puerta «clásica». Su uso tiene lugar tanto por razones de espacio (su huella es menor que otros tipos de aberturas) como por razones estéticas: basta pensar en las grandes puertas de hierro forjado, colocadas a la entrada de suntuosas residencias.

 

Motor para puertas de dos hojas: modelos «externos»

La técnica ofrece muchas soluciones, que se adaptan a una gran variedad de situaciones y capaces de resolver todos los problemas relacionados con las necesidades de apertura.
Empezamos diciendo que existen dos tipos de automatismos: 230 voltios o 12 voltios con encoder para una apertura mucho más rápida y segura. Por supuesto estamos hablando de equipos diseñados para uso residencial, condominio e industrial, adecuadas para el enclavamiento de aperturas de 3, 4 o 5 metros. Sistemas fabricados según las normas UNI EN 12445 y UNI EN 12453.
Los modelos de baja tensión se pueden equipar con baterías opcionales que garantizan el funcionamiento incluso cuando se interrumpe la alimentación eléctrica. La atención a la seguridad ha diseñado el funcionamiento lento en apertura y cierre, y la robustez de los materiales los hace idóneos para su instalación en lugares sometidos a un uso intensivo y continuo.
Por supuesto, no sólo la seguridad, sino también el confort: de hecho, garantizan un funcionamiento silencioso al máximo.
Pensado también para el montaje: fácil, gracias a las conexiones eléctricas desde arriba. Esto en cuanto a los sistemas diseñados para su uso «en la superficie», exterior.

 

Motor para puerta de dos hojas: modelos enterrados

Sin embargo, también hay sistemas de montaje enterrado. Aquí también tenemos motores de 230 o 12 voltios. Su particularidad es su pequeño tamaño, lo que los convierte en la solución ideal para espacios reducidos. Los dos modelos propuestos por Tau soportan hojas con una abertura máxima de 1,8 metros (serie R18) o hasta 3,5 metros en la versión R30 / R40 y son adecuados para uso residencial y condominios. Grado de protección IP67 para un funcionamiento externo sin problemas. Las versiones subterráneas también son aptas para pilares grandes.
Diseñados para un funcionamiento verdaderamente libre a 360°, los modelos de la serie R18 no tienen ningún límite de ángulos de apertura.